Control de Temperaturas

Las unidades refrigeradas afectadas al servicio de Logística de Transporte cuentan con termógrafos datalogger que brindan la información del suministro de frío durante el viaje desde el lugar de carga hasta el puerto. Estos termógrafos son colocados en la salida del equipo de frío, en la parte posterior del furgón y en el aire de retorno del equipo, logrando obtener el flujo de aire dentro de la unidad durante todo el viaje. Esta información es recopilada y mantenida en sistemas informáticos para su posterior control y evaluación de rendimiento de las unidades antes mencionadas. Este servicio está incluido en Logística terrestre. Para las cargas en bodega de buque se cuenta con un servicio de control diario de las temperaturas en viaje. Las naves envían diariamente un reporte de temperaturas en el que detallan los valores de aire de delivery, aire de retorno, los valores de temperatura de las sondas o bulbos para pulpa. Con estos datos se puede detectar y normalizar los valores de temperatura para que la mercadería llegue en óptimas condiciones a destino.